miércoles, 16 de febrero de 2011

Sepelio de Rodrigo Bocanegra

Polémico y audaz, monseñor Rodrigo Bocanegra, nacido el 8 de mayo de 1908 y natural de Olvera (Cádiz), fue ordenado sacerdote en Gibraltar en 1931. Su sacerdocio se desarrolló íntegramente en la provincia de Málaga, fue párroco en Vélez-Málaga, Arriate y Grazalema, llegando a Marbella el 1 de octubre de 1949.

En la guerra civil estuvo encarcelado y condenado a muerte, siendo liberado en el último momento antes de su ejecución, por monjas disfrazadas de milicianas.

Pronto logró la confianza del dictador, Francisco Franco, y de su esposa, Carmen Polo, de la que llegó a ser consejero personal. Fue el salvoconducto para materializar proyectos para el desarrollo de la ciudad. De sus ruegos y negociaciones surgió el puerto pesquero; la fábrica de esparto; tres colegios; viviendas sociales; el hotel escuela Bellamar -pionero en España para la formación de empleados en el sector de la hostelería- y, hasta el pantano de la Concepción. Fueron muchos los empresarios que le pedían una mediación ante los altos cargos del gobierno franquista, para facilitar proyectos e inversiones, entre ellos el propio José Banús o Alfonso de Hohenlohe.

Este párroco, falleció el 27 de septiembre de 1973, y tuvo una despedida multitudinaria. El Ayuntamiento presidido por el Alcalde Francisco Cantos, decretó luto oficial, los comercios cerraron y la emisora Radio Marbella solo emitía música sacra.

Año 1972


29 de septiembre de 1973 
Ceremonia "corpore in sepulto" en la iglesia de la Encarnación

Iglesia de la Encarnación
El Ministro de la Vivienda José Utrera Molina, varios directores generales, 
el ex-ministro Raimundo Fernández Cuesta, primeras autoridades de Málaga y Marbella,
encabezadas por el Gobernador Civil Manuel Hernández Sánchez, autoridades de Cádiz, provincia natal del extinto, la esposa del Ministro de Información y Turismo, señora de Liñan y Zofio, numerosos miembros de la nobleza española entre los que figuraba Gonzalo Borbón y Dampierre.
 

El "batallón infantil" portando las coronas a su paso por la
Avda. Ricardo Soriano, esquina con calle Huerta Chica.


Alumnas del colegio Mª Auxiliadora,
portando las coronas a su paso por la Av. Ricardo Soriano,
a la altura de la Caja de Ahorros de Ronda, actual Unicaja.

Alumnas del colegio Mª Auxiliadora,
portando las coronas a su paso por la calle Estación.

Cementerio San Bernabé.


4 comentarios:

  1. ¿Era javier Arenas Bocanegra pariente de d. Rodrigo?

    ResponderEliminar
  2. El abuelo de Javier Arenas fue alcalde en la posguerra y jefe local de FET de las JONS nombrado a dedo por el Gobernador Civil y por Franco. A pesar de declararse defensor de una política de centro, el referente político familiar era monseñor Rodrigo Bocanegra, prelado doméstico del Papa, visitante asiduo del Generalísimo. Rodrigo Bocanegra mandaba más que el alcalde, más que el gobernador civil y más -en su terreno- que cualquier ministro. Siempre afecto al régimen que, como todos sabemos era El Pardo.

    ResponderEliminar
  3. Aquí se os olvida que don Rodrigo fue párroco de Yunquera antes de irse a Marbella

    ResponderEliminar
  4. Y en Yunquera no lo recordamos como alguien entrañable, al contrario, antes de irse nos dejó sin campanas y según se dice la más grande fue a parar a Marbella y el resto a Olvera. Para que os hagais una idea del "aprecio" que aqui le tenemos os dejo la estrofa de una pequeña coplilla que le compusieron:
    Cuando vino don Rodrigo
    no traia ni sotana
    y cuando se fue
    nos dejó hasta sin campanas.

    ResponderEliminar